Nimio

Nimio

escrito por Bouman
(Fanzine, 4/May/17)


De origen Valenciano pero con autores también de Galicia, Islas Baleares o Cataluña. Nimio es un fanzine fotocopiado principalmente de 52 páginas con un doble poster A3 desplegable de regalo. Galardonado con el premio a Mejor Fanzine del Salón del Cómic de Barcelona 2016, hace apenas unas semanas llegaba a su fin tras once fanzines y un número final editado por Ediciones La Cúpula. Pero comencemos por el principio.

En 2014 muchos de sus autores estaban cursando el último año de Bellas Artes de la UPV y Pau Ferrando (Ferro) acababa de llegar a Valencia para cursar un máster. El principio de todo… Ferro cuenta que «Llevaba un tiempo dando vueltas a la idea de montar un fanzine y lo vi posible al conocer a los que, ya por ese entonces, se me presentaron como una pandilla: Anabel Colazo, Luis Yang, María Ponce y Xulia Vicente. Recuerdo que quedamos un día en un bar, después de haber hablado con Luis, para poder comunicarles mejor cuál era el proyecto y que me dieran el sí o el no definitivo. Lo más relevante de la reunión es que en vez de Xulia vino Núria Tamarit, que sería quien días después daría con el nombre de Nimio tras una larga discusión en el bar de la facultad.»

Ya en estas charlas y una vez conformado el equipo principal de autores del fanzine: Anabel Colazo, Ferro, Luis Yang, María Ponce y Núria Tamarit; se habló de hacer una publicación mensual y que fuese un poco “para niños”.

María Ponce afirma que «El momento y la situación de todos era el idóneo para permitirnos hacer un fanzine al mes, y procuramos que el formato de este nos ayudara, claro.» Embarcarse en un proyecto así es un reto que Núria Tamarit se tomó como personal «iba a servir como excusa para trabajar periódicamente el cómic, para forzarme a buscar historias que contar y experimentar en mi estilo de contarlas».

Nimio 1

El primer número vería la luz en enero de 2015 y cumplieron la periodicidad mensual durante largos cinco números. Ya en el primero tendría todo lo bueno que nos iba a ofrecer el fanzine. No era un mero muestrario de páginas con pequeñas ilustraciones o bocetos. En Nimio encontramos cómics con personajes originales, historias extrañas y divertidas, somos testigos de sus muchas ganas de llenar las páginas de entretenimiento. Así, esas 52 primeras páginas cunden mucho al entrar en un nuevo universo en que todo es llamativo y sorprendente.

Desde un principio ya incluye un texto del intrigante Juan Vautes que juega a descolocar al lector acerca del origen del fanzine; también en el primer número asentaría las bases de que las posiciones de editor, maquetador, portadista… cambiarían en cada entrega. Así que cada mes saldría un nuevo número con un equipo técnico diferente, pero manteniendo el artístico con invitados ocasionales.

Personalmente en su momento cometí el error de leer las historias sueltas de números aleatorios cuando ahora, releyendo de principio a fin todos los números, he sido invitado a disfrutar de sus múltiples autoreferencias, como la moneda de Nil y Bel aparecía en otras historias, o la piedra hecha añicos de Miguel, el Mago, también el cartero de Luis Yang tenía más de un cameo y así con todo. Elementos que conociéndose se disfrutan más y enriquecen la experiencia.

Con varios números de Nimio publicados comenzarían a estar presente en las ferias de cómics siendo sus primeros contactos directo con el público y sus impresiones después de estos dos años es: «Bastante positiva. En Graf, Tenderete y Gutterfest tenemos el mismo público y siempre va bien» comenta Anabel Colazo, pero Núria Tamarit pone los pies en la tierra «estoy totalmente alucinada con lo que dicen por ahí que hemos hecho o conseguido. Para mí no deja de ser un simple fanzine con personas que me encantan.» Pero lo cierto es que como comenta Luis Yang, Nimio ha resultado ir francamente bien viendo el resultado «La verdad es que cuando los primeros números empezaron a generar atención y alguna que otra buena crítica, nunca imaginé que el asunto acabaría con un premio y una publicación editorial.»

No deja de ser interesante que la publicación se hizo un hueco relevante en las lecturas de muchos sobre publicaciones más comerciales o de autores conocidos.

Originales de Nimio

Tras publicar los cinco primeros números seguidos tardarían un tiempo (los meses de verano) hasta el Graf Madrid 2015 para regresar con un especial verano de casi 100 páginas que incluiría grandes colaboraciones como las de Mikelodigas, Alex Red, Miquel Rodriguez, Cristian Robles (Soufflé, Mameshiba), Javi de Castro (La última aventura), Erica Fustero, Elias Taño, Klari Moreno, Roberta Vázquez…

Por esta época Anabel Colazo publicaba el cómic en solitario El cristal imposible con La mansión en llamas.

De forma irregular fueron saliendo los siguientes números, algunos con más calidad que otros, en ocasiones se notan las prisas, pero eso no evitaba que los lectores acudiesen a sus puestos en las diferentes ferias con ganas de más. El año 2016 tendrían la nominación (y posteriormente recogerían el premio) a Mejor Fanzine del Salón del Cómic. María Ponce confiesa «no esperaba para nada que fuésemos a ganar, sobre todo por ser primerizos en el concurso». También hay suspicacias como comenta Núria Tamarit «Si bien es cierto que nos ha dado cierta repercusión, y que el dinero siempre viene de perlas, recibir un premio o no, no cambia nada. Las nominaciones al premio dependen de muchos factores, la victoria de muchos otros y, en mi opinión, no hay que tomárselo nada en serio.» Luis Yang también matiza la alegría del premio pero que el trato generalmente recibido por la organización podría mejorar «Mi opinión es que el hecho de que exista el premio al mejor fanzine es fantástico mas no corresponde con el trato que existe en Ficomic hacia los mismos. Ojalá las cosas cambien para mejor, puesto que el grupo de fanzineros que suele participar en los salones se esfuerzan mucho por ello.»

María Ponce, Núria Tamarit, Anabel Colazo y Luis YangEn imagen parte del equipo recogiendo el premio. Foto de Ferran Cornellà

Ya por entonces Núria Tamarit junto a Xulia Vicente publicaban Duerme Pueblo con Ediciones La Cúpula, y en ese mismo salón del cómic salía el décimo número de Nimio. Otra entrega repleta de colaboraciones. El siguiente no sería hasta noviembre de 2016 durante la edición del Graf Madrid, siendo este un número especial dentro de los de Nimio al intercambiarse los personajes entre los propios autores, es decir, veíamos a Anabel Colazo con los personajes de Núria Tamarit, a su vez ella con los de Ferro, Ferro se ocuparía del Cartero de Luis Yang, él con los personajes de María Ponce, y finalmente María con los de Anabel Colazo. Un experimento que no rompería con la continuidad de los propios personajes, y aunque se tratasen de historias independientes, ya habían surgido historias más largas que concluían en este número.

Pero todavía faltaría un número, Nimio. Fantasía Final (Ediciones La Cúpula, 2017). Un volumen con portada a color de casi 200 páginas en que se daría fin a una etapa pero con artistas invitados de la talla de José Domingo, Ken Niimura, Antonio Hitos, Bea Tormo, Lorenzo Montatore, Álex Giménez, Ganmu… Publicado durante el salón del cómic del 2017, con la expo dedicada al fanzine, este fantástico volumen de Nimio (y con prologo de Álvaro Pons) llega a la gran distribución. Historias autoconclusivas que tienen mucho de despedida. Y en la que podemos hacer una comparación notable entre el antes y un después de Anabel Colazo, Ferro, Luis Yang, María Ponce y Núria Tamarit.

Portada de Nimio. Fantasía final

«La experiencia se adquiere trabajando y 2 años de Nimio se notan. Aunque aún me queda muchísimo, claro.» dice María Ponce, Núria Tamarit secunda que «Obviamente, soy una Núria diferente a la que empezó Nimio y eso se manifiesta obligatoriamente en mi trabajo.» Ferro es rotundo al respecto: «Por supuesto que sí. La evolución empieza en el momento que uno decide coger el lápiz.»

Las razones de porqué Nimio llega a su fin las explica Anabel Colazo «cada vez era más difícil de coordinar porque ahora vivimos separados: ya no podíamos quedar en el bar cutre de Benimaclet a hablar del siguiente número. Decidimos que no seguir los 5 no tenía mucho sentido, y dijimos que el 12 sería el número final», Núria Tamarit razona: «creemos que es mejor terminar un proyecto cuando tiene que terminar, a pesar de que vaya bien»; lo que no deja de ser una decisión respetable.

Con Nimio. Fantasía Final no solo podemos gozar del talento de unos autores que han demostrado su valía en el terreno del fanzine, sino de los orígenes de talentosos autores que seguirán dando que hablar mientras su Nimio, quieran o no, pasará a formar parte de la historieta española.

Compartir:
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone
Ver más de Fanzine